¿Dónde busco información sobre VACUNAS……?

8ffdff8f7835316b317d8dfa4ab0797cUna de las inquietudes, cómo es lógico, para muchas familias son “las vacunas de nuestros hijos”. Muchos me habéis preguntado sobre: ¿qué vacunas son más recomendables?, ¿vacunas sí o no?, ¿dónde puedo informarme con más garantía?,…..

Son dudas muy, muy comunes y además, bajo mi punto de vista, super importantes de responder con evidencia clara, concisa y de expertos.

AEPEn España, como ya me habréis oído hablar de ello alguna vez, tenemos la Asociación Española de Pediatría, grupo de expertos pediatras que bajo las ultimísimas investigaciones y evidencias, desarrollan recomendaciones y documentos de consenso para especialistas, familias y el mundo sanitario-pediátrico. Y, como no podía ser de otra manera, también dan su punto de vista con respecto a las vacunas, tanto es así, que en su Página Web: http://www.aeped.es/ , dejan un enlace específico y ampliado del tema en cuestión. Muy interesante y completo.

Como ya sabéis, me gusta facilitaros recursos WEB dónde informaros con calidad y seguridad. Espero que os resulte útil y eficaz. Ahí van:

CAVDentro de todas estas WEBS encontraréis casi todo lo que busquéis, y si no es así podéis consultarlo a la AEP a su Comité Asesor, en fin creo que son buenos recursos.

Espero os resulte útil,…. Un saludo de nuevo, y nos vemos FAMILIAS!!!!!

Percepciones de una embarazada

3555c0e840ee02f505c4edc452c99fc7Parece lógico pensar que una embarazada vive en un momento pleno en su vida, un momento en el que todo son alegrías y gozos por estar gestando una nueva vida humana. Creemos que le inundan un mar de progesterona y endorfinas (“hormonas del buen rollo”), tanto que no concebimos un ápice de inseguridad o infelicidad en tal estado de buena esperanza. Las embarazadas nos transmiten futuro, esperanza para nuestra especie, optimismo y una profunda sensación de ternura. Parece que nos apetece abrazarlas en un momento dado, al menos tocarles la magnífica tripilla en la que se alberga un nuevo bebé.

Pues bien, he de decir que desde la piel de una embarazada, la cosa cambia. He aquí un relato de una gestante, lejos de sentirse plena y en el maravilloso mundo de las nubes, parece que ha perdido, en cierto modo, su identidad como mujer. El mundo ha dejado de verla como un ser sexuado con sus bondades de fémina, para verla “a través de un velo edulcorado que te dificulta en gran medida seguir siendo percibida y tratada como tú misma”.

Lo mejor es que ella misma os lo cuente, no tiene desperdicio:

risoterapia-diario-una-volatil-L-r3zu4i “El embarazo supone una alteración esencial en la forma en que los sujetos somos sexuados por nuestros entornos. Ser quien eres se convierte en una lucha por afianzarte a tu identidad, mientras que el resto parece vivirte a través de un velo edulcorado que te dificulta en gran medida seguir siendo percibida y tratada como tú misma.

La idea de la madre, cargada de un halo de feminidad que presupone ciertos sentimientos y actitudes empieza a pesar sobre tus espaldas. Seguir siendo y manteniendo tu peculiar manera de ser sexuada, de ser la mujer que eres, sin menoscabo de las implicaciones propias del nuevo acontecimiento en tu organismo, se convierte en una tarea mucho más difícil, en tanto que se convierte en un diálogo-lucha con tu entorno.

Pese a que hay tantas formas de ser madre como de ser mujer, nos vemos sometidas a la imposición de un modelo que cuestiona tus vivencias y sentimientos, poniendo en juego además la valía de tus capacidades para serlo. Entra en juego también la noción de la “mala madre” desde el momento en que se te cuestiona por comer un trozo de jamón serrano o valorar la posibilidad de hacer una escapada (todo ahora cobra el talante del riesgo, y tú, por tanto, de la arriesgada).

El proyecto de un hijo o hija, que en principio se planteaba como algo íntimo, se convierte en un acontecimiento social que, siendo sexualmente significativo en sí mismo, supone que lo sea aún más por toda la parte social que lo engloba.

Sientes que tu propio yo se diluye, y con él tus necesidades, tus intereses y esos rasgos que te conformaban como la mujer que eras. Ya no es por ti por quien se pregunta, sino por ese supuesto alguien en quien ya debes haberte convertido, o por ese otro a quien almacenas, y que en algún momento saldrá a sustituirte.

¿Será posible recobrar la cordura y que, pese a convertirse en acontecimientos sociales, nos permitan vivirnos a nuestro peculiar modo en ámbitos que forman parte de un proyecto íntimo, personal y por supuesto, sexuado y diverso?

¿Será posible creer en la diversidad de formas posibles de vivir la maternidad y que éstas se acepten?”.

Afrontando la muerte perinatal

¡¡¡¡Hola de nuevo familias!!!!

Os presento el testimonio de María, la mamá del Pequeño Daniel. Mujer valiente y luchadora, conocerla fue todo un placer y un aprendizaje importantísimo para mi y mis compañeras de La Red del Hueco de Mi Vientre. La entrevista nos la hizo El consejo General de Enfermería de Madrid.

¡¡¡¡¡Juzgar vosotros mismos!!!!!

¡La Matrona es tu Apoyo!

¡¡¡¡Hola de nuevo chicas y chicos!!!!

images (25)A lo largo de toda la semana pasada, los medios de comunicación, nos mostraron un arduo debate entre las “llamadas Doulas” y las “luchadoras matronas”.

Vi varios de estos debates, y he de decir que aun no sé a qué dicen las Doulas que se dedican. En ningún caso son claras, se  describen como apoyo de las parejas, y dicen también que “en ningún caso informan/asesoran” (cosa que por otro lado sería ilegal, recordemos que no son sanitarias). descarga (10)Cuál fue mi sorpresa, que en uno de estos canales de televisión, muestran un video de una Doula impartiendo una clase de ejercicios de embarazadas sobre una pelota obstétrica. ¿Eso no es informar/asesorar/engañar?, ¿responderían ellas si alguna de esas mujeres se lesiona?, ¿de quién sería la responsabilidad?.

Y bien, por lo que a mí respecta, lo que verdaderamente me encoje el alma cuando las escucho, es al decir que son un apoyo a las mujeres porque, parece ser, que eso es lo que les falta. consejos_de_tu_matrona_aY me dirijo directamente a este colectivo: mirar yo soy matrona/enfermera/profesional de la salud, os aseguro que realizo infinitas técnicas dentro de mi profesión, pero sin ninguna duda os digo que lo que más hago en mi trabajo (paritorio, centro de salud, domicilios, hospitales,….) es APOYAR a las personas a las que atiendo. Mi profesión, de la cual estoy plenamente enamorada, consiste en acompañar, informar, formar, ayudar, guiar, asesorar, apoyar,…….., y un largo etc……. a las parejas en el camino de la maternidad/a las mujeres en su vida/a las personas en lo relacionado con la sexualidad/a las parejas en la planificación familiar/etc,………………….

Queridas Doulas, considero que no tenéis cabida en todo a lo que me he referido anteriormente, que si queréis formar parte de nuestra maravillosa profesión, os forméis para ello de una manera legar e igual para todas/os. No llenéis la cabeza de las parejas de falsas creencias, no es justo. Las matronas somos las profesionales de referencia para ellos, y así debe de ser por su seguridad y las de todos.

Con todo esto espero que entre todos removamos conciencias y no nos dejemos embaucar por sensacionalismos y falsas promesas. Hay gente que aprovecha las debilidades del otro para lucrarse, creo que no es justo e incluso denunciable.

Matronas del mundo, luchemos por nuestra formación, nuestra profesión no tiene precio. 

Lección de vida

descarga (1)

Red El hueco de mi vientre

Os contaré la experiencia que, sin duda, más me ha conmovido en relación a la muerte perinatal. La muerte de un hijo es, sin miedo a equivocarme, la peor experiencia a la que un ser humano se puede enfrentar. Pues bien, gracias a mi profesión y, sobre todo gracias a una mujer y hombre fantásticos, pude vivir la despedida de una hija, fallecida antes de nacer, más bonita de mi carrera.

Un día cualquiera, esta pareja acudió a Urgencias Obstétricas, ya que parecía que su bebé de 32 semanas de gestación no se movía. La Ecografía nos confirmó la peor noticia, esa niña había fallecido, su “corazoncito” no latía. No existen palabras, en ningún idioma, para describir aquel momento. El ser humano está preparado para aguantar infinitas cosas, sin embargo, en aquel momento os aseguro que daba la sensación de que aquellas dos personas (madre y padre) se esfumaban, parecía como si fuese imposible que salieran de esa aboragine de sollozos, gritos, juramentos, llanto, lagrimas,…., creo que durante ese tiempo ni siquiera repiraban, no lo necesitaban. Como podréis imaginar, el equipo sanitario que allí estábamos, en realidad no estábamos, para ellos.
No podría calcular cuánto duró este momento de “no estar”, creo que el tiempo se paró. En un momento dado la ginecóloga dijo las primeras palabras, les propuso ingresar para inducir el parto de su hija. Sin duda, hubiéran hecho lo que nosotras quisiéramos, no estaban allí.
Puesto que era tarde, por limitaciones infinitas del hospital, ingresaron en la planta de maternidad. Auxiliar y matrona les acompañamos a la habitación, no había consuelo para esos padres.
A la mañana siguiente comenzó la más aterradora de las andaduras de una pareja, el parto de un hijo muerto. Lo que más me llamó la a tención de esa mañana fue su cambio de actitud. Parecian otros, todo había cambiado. Estaban tranquilos y relajados. Tras recibirles y comentar cómo se encontraban, les expliqué el procedimiento que íbamos a llevar a cabo. A medida que pasaba el tiempo, hablábamos más, ellos se encontraban más receptivos y expresaban más sus sentimientos y pensamientos. Por mi parte también noté que cambió mi actitud, me encontré cada vez más tranquila y cómoda con ellos y la situación. En un momento dado les pregunté por el nombre de su hija, aunque parezca increible, a la mamá le salió una sonrisa y me contestó. Nunca olvidaré el nombre de esa criatura y de esa madre que, orgullosa de su hija, dijo su nombre y fue un antes y un después. A partir de ese momento, por supuesto, nos dirigíamos a la pequeña por su nombre.
Hablamos de las espectativas, de su familia, de qué pasaría a partir de ese momento, les comenté la posibilidad de grupos de apoyo (Red El hueco de mi vientre, entre otros). Tanto la ginecóloga, auxiliar como yo misma, creo que arropamos/cuidamos a esas dos personas lo mejor posible, es una sensación que estre nosotras hablamos después.
Parece imposible que una despedida de un hijo muerto puede tener un ápice de belleza, ¿verdad?. Pues bien, precisamente bello es como describiría el momento en el que la niña nació. La madre no tuvo reparos en recibir a su hija cogiéndola mientras salía de su cuerpo, nosotras no hicimos nada. La beso, habló con ella, la lloró, no sabría decir cuantos alagos le dijo, todo eran palabras bonitas. El papá espectante y a su lado, lloraba mientras acariciaba a su mujer y a su hija recién nacida. Nosotras mientras tanto, llorábamos y seguíamos con nuestro trabajo, burocracia principalente. Estuvieron con su hija hasta que decidieron que llegó la hora de separarse de ella, no recuerdo cuanto tiempo pasó, sin embargo, menos de lo que se podría imaginar. La mamá nos dijo que había llegado la hora y que no tenía sentido alargar más ese momento, tenían que dejarla ir. En ocasiones subestimamos a las personas. Tras finalizar con los qué haceres y protocolos que envuelven una situación de este tipo, les propusimos subir a su habitación y aceptaron, ya era muy tarde. Aquí acabó todo para nosotras, al día siguiente les dieron el alta a su domicilio y no he vuelto a saber de ellos.
Estas dos personas me dieron una lección de vida impagable, por su entereza, saber estar, por afrontar de esa manera la peor de las desgracias. La verdad es que nos dieron las gracias por haber estado allí con ellos, yo me reía ya que las gracias se las doy yo a ellos. Les doy infinitas gracias por que por más que los profesionales leamos libros, nos formemos, hagamos masters y cursos, incluso carreras unversitarias, son las peronas como estas con las que aprendemos nuestra profesión y, por supuesto, de la vida.

¡¡Muchísimas gracias familia!!

Pdt: os dejo el enlace a la red,      RED EL HUECO DE MI VIENTRE

“La prueba del azúcar”

El test de O’ Sullivan es una prueba destinada a valorar los niveles de azúcar en sangre, para diagnosticar los casos de diabetes gestacional. En España se hace rutinariamente a todas las embarazadas, sin factores de riesgo, entre las semanas 24 y 28 de gestación (en algunas comunidades autónomas se hace dos veces, una en el primer trimestre). Normalmente, en los centros se recomiendan de 8 a 10 horas de ayuno previo, de hecho en muchos centros de salud y hospitales siguen protocolos con esta indicación, pero el test realmente puede realizarse en cualquier momento del día independientemente de la ingesta previa de alimentos.

Se realiza una extracción de sangre y se mide la glucosa en sangre; a continuación, la embarazada debe ingerir un líquido que contiene 50 g. de azúcar disueltos en agua y una hora más tarde se vuelve a extraer sangre para medir de nuevo la glucosa. El resultado debe ser menor a 140mg/dl en las dos extracciones.

Si los resultados ofrecieran unas cifras iguales o mayores a 140 mg/dl se puede sospechar una intolerancia a los hidratos de carbono o una  diabetes gestacional. Se diagnostica diabetes gestacional cuando los resultados igualan o superan los 200 mg/dl, y en este caso es necesario repetir el test para confirmarlo.

Si los niveles obtenidos no han llegado a 200 mg/dl, pero han igualado o superado los 140 mg/dl, para confirmarlos se realiza la curva de glucemia o test de tolerancia oral a la glucosa (conocida popularmente como ‘curva larga’ o ‘curva de las tres horas’). En esta prueba se monitorizan los valores de glucemia tras una sobrecarga oral de 100 g. de glucosa y se realizan cuatro mediciones en intervalos de una hora. Los valores para cada intervalo deberían estar dentro de estos límites máximos:

Si hay un valor que excede los límites, se repite la prueba en tres semanas. Si vuelve a  exceder el límite se diagnostica intolerancia a la glucosa. Si aparecen dos valores que exceden los límites se diagnostica diabetes gestacional.

Una diabetes gestacional aumenta el riesgo de padecer una diabetes tipo II en el futuro, y es adecuado realizar una consulta médica preventiva tras la finalización del periodo de gestación y lactancia.

Espero haber resuelto este pequeño “lio” de prueba que tantas veces me habéis preguntado, no obstante, redactaré una entrada con consejos y alteraciones que puede tener la diabetes en un embarazo, en definitiva para eso se hace, para evitar al máximo los problemas que puedan surgir.

¡¡¡Ya sabes, cuidate y sobre todo vive feliz!!!

Mamá sana, bebé feliz

Como siempre os digo, una mujer embarazada, principalmente, ha de disfrutar de su embarazo, a su hijo sólo lo va a gestar una vez. No obstante, claro está, que para favorecer que todo salga bien, ella se encuentre en plena forma y contribuir a que su salud sea la correcta, ha de cuidarse como “es debido”. Para ello, a continuación, os dejo los Autocuidados “basiquísimos”, que deberíais de llevar a cabo. Los describiré en grupos de cuidados, ahora veréis a qué me refiero. Por supuesto, son cuidados para mujeres sanas, sin ningún problema de salud, en ese caso se añadirían/cambiarían.

images (44)Alimentación:

  • En general lo más importante es la ingesta de una dieta equilibrada y sana, no importa tanto el aumento de cantidad, sino de calidad. Ha de nutrir a la madre y al feto. No os volváis locas con las calorías.
  • Ha de comer algo cada tres horas, al menos, se evitarían las bajadas de azúcar.
  • Evitar el consumo de cafeína, alimentos picantes, comidas muy copiosas y con mucha grasa. Comer poca cantidad, muchas veces al día.
  • - Hidratos de Carbono: serán la mitad de lo que comamos y mejor si son de absorción lenta. Se tratan de la principal fuente de energía, para el tándem madre-hijo, además de aportarnos fibra, tan importante para el funcionamiento intestinal.  Las necesidades de estos, aumenta al final del embarazo. Ejemplo: lácteos, fruta, verdura, cereales,…
  • - Grasas: serán un 30% de nuestra dieta, y a ser posible de grasas de las que llamamos “buena”. Son necesarias las grasas en nuestro organismo, sirven para transporte de nutrientes, componen estructuras,…
  • - Proteínas: serían un 15% de la dieta, además mejor si tienen un “alto valor biológico” como son: carne, pescado, huevos, leche, legumbres, cereales integrales,… 
  • - Minerales: en general, los únicos minerales que una embarazada debe añadir a su ingesta (en forma de comprimidos, por ejemplo) son:
    • - Hierro –> la cantidad depende de las necesidades de la embarazada.
    • - Ácido fólico –> importantísimo para prevenir los defectos del cierre del tubo neural en el embrión, la dosis va de 0,4 mg al día en bajo riesgo, a 4 mg al día si existe riesgo.
    • - Yodo–> imprescindible para el correcto desarrollo neurológico del feto, una dosis de 200 microg al día.

images (45)Eliminación:

  • - Importante la ingesta de fibra y abundante agua, evitaremos estreñimiento, hemorroides, flatulencias y malestar intestinal.
  • - Llevar un hábito intestinal lo más estricto posible.
  • - Procurar vaciar la vejiga al máximo y varias veces al día, evitaremos infecciones urinarias.

images (47)Actividad:

  • - Siempre que no exista contraindicación, se recomienda actividad física regular. La intensidad o el tipo de ejercicio, va a depender de nuestro hábito previo al embarazo.
  • - Si comenzáis a hacer ejercicio, hacerlo de forma “light”, nunca con esfuerzo máximo, repercutiría en la perfusión de la placenta y por ello al bebé.
  • - Los beneficios son los mismos que para cualquier persona:
    • - mejora el sistema cardiovascular.
    • - controla la ganancia de peso y regula las grasas corporales.
    • - mejora nuestro estado mental.
    • - prepara el organismo para el esfuerzo físico del parto y postparto (¿iríais a una maratón sin entrenar previamente?).
  • -  Cuidado con el exceso de calor y teniendo en cuenta nuestra seguridad con respecto a las caídas. El centro de gravedad de una embarazada está cambiado.
  • - Un ejercicio ideal sería, todo aquel que se practique debajo del agua. ya que el agua reduce al máximo los impactos articulares y, por lo tanto, hace la actividad más controlada y segura.

sueñoDescanso:

  • - En esta ocasión os dejo el enlace de una entrada anterior que,  a mi entender, está muy completa:

http://tumatrona.org/duermete-mama-duermete-ya/

descarga (11)Higiene:

  • - Importante una ducha/baño diario, con jabón neutro. No es necesario aumentar o cambiar la forma de asearnos diariamente, repercutiría negativamente en nuestra flora, necesaria para protegernos frente a infecciones.
  • - Mantener la piel bien hidratada tanto con cremas, como con una buena ingesta de líquidos.
  • - Prestar especial cuidado con la higiene bucal, utilizando cepillo suave para evitar sangrado, las encías están muy sensibles. Importante revisión por odontólogo como prevención.

descarga (10)Vestido:

  • - Utilizar ropa cómoda, evitando presión sobre el abdomen y la zona de las ingles.
  • - Evitar zapatos con tacón alto, podrían empeorar posibles dolores de espalda. En cambio, si es recomendable utilizar calzado con algo de cuña.
  • - Adecuar la ropa a la temperatura externa, no pasar calor.

Espero haber resuelto alguna de vuestras dudas, si no es así, no dudéis en escribirme. ¡¡¡ CUIDAROS Y SONREIR MUCHO!!!

Más de uno, ¡¡¡¡¡Madre mia!!!!!

Dentro de todos los embarazos hay un tipo que, no se por qué motivo, siempre provoca un: “hay qué monos…….”, me refiero a los embarazo gemelares. La verdad es que son, un poco, los grandes desconocidos, ¿no?. Pues bien, con esta entrada quiero haceros un pequeño resumen de las características que tienen, por qué son tan delicados y qué peculiaridades pueden aparecer a la hora de su nacimiento.

En primer lugar os describiré su posible genética , dos tipos:

  1. Dicigóticos o biovulares:mellizos
    1. El 70% de los embarazos múltiples, y su incidencia oscila entre 7-11 por cada 1000 nacimientos.
    2. Aquellos que surgen de la fecundación de dos óvulos con sus dos espermatozoides correspondientes.
    3. Se parecerán como cualquier hermano que se precie, sólo que estos nacen a la vez. Coloquialmente los llamamos mellizos.
    4. Cada bebé tiene su propia placenta y su propia bolsa amniótica. 
    5. Pueden se de igual o distinto sexo.
  2. Monocigóticos o uniovulares:
    1. formacion gemelosEl 30% de los embarazos múltiples, su incidencia oscila entre 3-4 por cada 1000 nacimientos.
    2. Surgen de la fecundación de un solo óvulo por un solo espermatozoide, en algún momento del inicio del desarrollo del embrión, éste se separa para formar dos bebés.
    3. Al tener el mismo origen embrionario, serán personas idénticas, les irá modificando el ambiente despues de nacer. Los conocemos como gemelos.
    4. En este caso, y se cree que dependiendo del momento en el que se dividen, pueden presentarse distintas posibilidades, datos aproximados:
    5. eskema
      1. < 3 días: Bicorial – biamniótico = 2 placentas – 2 bolsas amnióticas.
      2. 3º-8º día: Monocorial – biamniótica = 1 placenta – 2 bolsas amnióticas.
      3. 8º-13º día: monocorial – monoamniótica = 1 placenta – 1 bolsa amniótica.
      4. >13º día: siameses.

 

En definitiva, las características que os describo sobre el tipo de gemelares, repercutirán a la larga sobre los diferentes posibles problemas a vigilar a lo largo del embarazo.

images (26)En general, los embarazos múltiples aumentan los signos y síntomas propios del embarazo normal y por lo tanto puede verse aumentadas las situaciones de riesgo. “No alarmarse”, esto se traduce en más visitas al ginecólogo y punto, no tiene por qué pasar nada malo. Lo que sí es cierto es que la incomodidad del embarazo será mayor, y va a ser más costoso llegar al final, asi que paciencia y animo.

El desenlace, “El parto”: un problema importante en los embarazos múltiples, es la prematuridad, que en la mayoría de los casos, no es por otra cosa que, por falta de espacio. De aquí la importancia de un buen control ecográfico y de monitorización de los bebés.

El parto será en función de vuestras características y de vuestro embarazo, se tiene en cuenta el número de bebés, el número de bolsas y de placentas, la presentación (colocación) de vuestros hijos  y sus semanas de gestación y peso, y por supuesto la capacidad asistencial del hospital dónde vayáis. Por lo tanto como veis, no hay normas escritas, vosotras sois un mundo y vuestro parto también, aun así el riesgo de que vuestros hijos necesiten una cesárea para nacer es más elevado que en un embarazo normal, como es lógico.

Pues bien, como toma de contacto en el maravilloso mundo de los gemelos, no está nada mal, ¿no?. Más adelante os comentaré más cosillas, de momento asimilar estas, jajajajaja.

Os dejo un gráfico muy curioso que encontré sobre signos y síntomas y sus remedios que os pueden venir “de perlas”, Cuidaros mucho: