Ácido fólico, nuestro gran aliado

Es sabida la importancia de la toma de ácido fólico durante la reproducción, ya que, de esta manera disminuimos el riesgo de tener un hijo con algún defecto del “cierre del tubo neural” (por ejemplo espina bífida). La ingestión recomendada de ácido fólico es:

  • - mujer en edad reproductiva es de 0,4 mg/día
  • - mujer embarazada de 0,6 mg/día
  • - durante la lactacia de 0,5 mg/día
  • - mujeres con un hijo afectado por un defecto del tubo neural 4 mg/día

acido

Sería también interesante, que intentarais modificar vuestros hábitos alimenticios, para aumentar así el consumo de  alimentos ricos en folatos (ácido fólico) como serían: vegetales de hoja verde, hígado, frutas (zumo de naranja), cereales, legumbres, levaduras y frutos secos.

Sin embargo, diseñar un menú que cumpla con el objetivo de aportar 0,4 mg/día de folatos, además de las cantidades adecuadas de todos los nutrientes es muy complicado. Es por ello, el consenso por parte de las sociedades médicas, de recomendar los suplementos de ácido fólico de farmacia.

Para que este suplemento sea efectivo lo debes de iniciar, al menos, un mes antes de intentar quedarte embarazada, (período preconcepcional) y al menos hasta la semana 10 – 12 de embarazo, final del primer trimestre. Este periodo se ha establecido así, ya que es cuando se desarrolla el tubo neural en el feto.

¿Veis la importancia de planificar un embarazo?